Categoría en Posicionamiento Web

Google Sandbox en Posicionamiento Web

GOOGLE SANDBOX

Una minoración en la relevancia que sufren, presuntamente, los sitios web recientemente creados al ser indexados.

¿Cuánto dura el Sandbox?

Es una pregunta difícil de responder, depende no sólo del algoritmo de Google, sino también de la ética de la página en cuestión, entendiéndose como tal a las técnicas empleadas para posicionar la web, el crecimiento de la misma, los enlaces que reciba y de a otras webs, etc.

No obstante, hay quienes dicen haber visto webs salir del Sandbox en cuestión de semanas, otros hablan de meses (muchos coinciden en decir que un mínimo de 6 meses parece frecuente) o incluso un año. Personalmente, pienso que no hay un tiempo fijo para salir del Sandbox, sólo hace falta tener paciencia y hacer las cosas bien.

 

Curso de Posicionamiento Web.

¿Cómo puedo saber si mi web está en Sandbox?

Aunque no hay un método fiable o seguro de comprobar si tu web está en Sandbox, se puede intuir si es así o no siguiendo algunos pasos sencillos.

Una forma de saber (orientativamente) si tu web está en Sandbox es realizar en Google una búsqueda allinanchor, es decir, buscar las páginas que tengan más enlaces para unas determinadas palabras clave (para las que tú compites) y compararla con la búsqueda normal de esas palabras clave. Veamos un ejemplo de esto; supongamos que queremos saber si estamos en el Sandbox para la búsqueda “floristería de Madrid”. Lo primero que tenemos que hacer es realizar la búsqueda allinanchor, acto seguido hacemos una búsqueda normal y compara las posiciones que obtenemos en las dos. Si la diferencia de posiciones es importante y obtienes peores resultados mediante la búsqueda normal de tus palabras clave, es probable que estés en Sandbox para esas palabras clave.

A parte de esto, en el blog de SEOmoz se publicó un artículo (en inglés) en el que explica a modo de checklist algunos pasos para saber si tu página está en Sandbox.

¿Cómo puedo evitar o salir del efecto Sandbox?

Lo primero que tienes que hacer para salir del Sandbox es olvidarte de Google y del mismo concepto. Sí, no es broma. No hay una fórmula mágica para salir del Sandbox rápidamente, pero pensando más en el usuario (ampliando contenido) y en la popularidad de la web (conseguir enlaces – mira el artículo sobre backlinks) vas por buen camino para conseguirlo.

Como se comenta en muchos sitios, salir del Sandbox sólo es cuestión de tiempo y paciencia. Hay webs que tardan más que otras (1 mes, 6 meses… un año), pero todas tarde o temprano lo hacen.
Dure lo que dure, lo más adecuado es ignorarlo y seguir haciendo crecer la web añadiendo nuevos contenidos de calidad y consiguiendo buenos enlaces de páginas relacionadas con la tuya (no sólo hacia tu página principal, también es bueno que nos enlacen hacia páginas internas). Procura no acelerar este proceso, cada cosa tiene su tiempo y el conseguir enlaces buenos no sucede de la noche a la mañana. Hazlo progresivamente para que sean considerados por Google y otros buscadores como naturales, de lo contrario podrían penalizarte por ello.

Llegado el momento, tu sitio saldrá del Sandbox y todo el trabajo de promoción y posicionamiento que hayas realizado dará sus frutos. Por tanto, sigue usando técnicas para promocionar tu web, posicionar tu web y fidelizar visitas sin importarte lo demás.

ERRORES FRECUENTES

Existe un factor determinante para el posicionamiento Web, un factor en el que no muchos emprendedores suelen reparar en un momento como el actual, en el que la eclosión de las redes sociales ha derivado en una auténtica explosión en relación a las estrategias de marketing y las acciones SEO destinadas al posicionamiento.

La tecnología y plataforma que se utilice para el desarrollo de un portal Web es determinante a efectos de posicionamiento y, al igual que el marketing y las variables que determinan el posicionamiento, los lenguajes de programación utilizados para el desarrollo de un diseño web, han variado mucho desde aquellos años en que el HTML ejercía el papel protagonista y prácticamente el monopolio en programación Web.

Sin embargo, el dinamismo inherente a Internet, ha derivado en nuevos lenguajes de programación que deben ser utilizados de forma eficiente si quiere aprovechar al máximo sus potenciales en torno al posicionamiento Web.

Problemas de posicionamiento web por el mal uso de la tecnología

Dentro de los problemas principales que puede presentarle el mal uso de la tecnología asociada al diseño, destacamos:

• Sistema con errores frecuentes y enlaces rotos
• Código fuente poco claro y con errores

Ambos son fallos que el robot de Google encuentra con facilidad y que pueden ser motivo más que suficiente para incurrir tanto en una penalización como en situaciones de menor envergadura, pero no menos importantes como la imposibilidad de mejorar el posicionamiento de su portal Web.

Problemas de posicionamiento web por los lenguajes de programación.

Comenzamos con el Javascript, si bien los robots no reparan en dicho lenguaje, los códigos derivados del mismo son tratados como si fueran desechos y es por este motivo que la utilización de dicho código, específicamente en la cabecera y el cuerpo de los portales Web, pueden afectar seriamente al posicionamiento.

Cualquier contenido introducido en mitad de un código de Javascript será ignorado por el buscador, por lo que minimizará la indexación y perderá las posibilidades de beneficiarse de un buen posicionamiento a través de contenido de calidad.

Flash, si bien es muy bonito y logra dotar a los portales Web de mucho dinamismo, éste es un lenguaje de programación que debe ser utilizado con mesura, los buscadores no pueden acceder al contenido de un portal realizado en Flash y por lo tanto, la indexación es muy lenta y el posicionamiento se ve damnificado.

Problemas de posicionamiento web por el hosting

La Elección del hosting es determinante para lograr un posicionamiento Web óptimo. Una de las variables más valoradas por el SEO es el hosting, por lo que le recomendamos siempre, que consulte con profesionales especializados en alojamiento de sitios web, quienes podrán asesorarle de la mejor opción adaptada a sus objetivos y necesidades de su público objetivo.

Adicionalmente y enlazando con el alojamiento, el sistema elegido para administrar los contenidos incide directamente en el posicionamiento del portal Web y, específicamente, en el ámbito de las URL generadas. Es por este motivo, que debe optar por administradores de contenidos que permitan la adaptación de las URL a los criterios de posicionamiento, cortas, semánticamente bien construidas y que definan explícitamente el contenido.

Consejos para evitar estos problemas

Para minimizar los efectos adversos del uso de estos lenguajes de programación y sistemas de alojamiento y gestión de contenidos, debe seguir una serie de consejos.
Revise meticulosamente su web en busca de errores.

Analice su proyecto, su público objetivo y las necesidades de sus potenciales clientes con profesionales del sector. Utilice el flash directamente y centrado en banners y anuncios, nunca inmerso en el contenido.
El Javascript debe estar siempre al margen del código fuente y si puede, evítelo.
Utilice un hosting adecuado para el lenguaje de programación utilizado.

En conclusión, el diseño de un portal Web requiere una metodología de trabajo específica, si cree que no puede hacerlo sólo o que sus conocimientos no cubren las necesidades de su portal, consulte con expertos en el tema.

El posicionamiento de su portal depende de la efectividad con la que se utilicen las herramientas anteriormente mencionadas.

 

 

Vea nuestro Máster en Experto Web.

Sistemap en Posicionamiento Web

SISTEMAP

El sitemap es un archivo que le enviamos a google para que su buscador lo tenga más fácil, como un navegador dentro de la web y donde podemos indicar que pagina es más importante que otra.
Lo primero es descargar un programa de Sitemap.

Un programa muy sencillo para crear sitemap es el:

Descargamos este programa desde, por ejemplo, la web de softonic.com
El programa le hace el trabajo al robot de Google, lo que hacemos es decirle al programa: rastrea todas las páginas de mi web, escríbelo en un archivo y le diremos a google donde puede encontrar este archivo para que le sea todo más fácil y rápido.

Su uso es muy sencillo.

Vamos a pulsar en Nuevo dado que es la primera vez que realizamos el sitemap de la web, posteriormente cuando lo hallamos hecho y queramos recuperarlo para modificarlo, solo tendremos que seleccionar en Abrir. Obviamente, cada vez que añadamos nuevas paginas en la web, deberemos modificar el sitemap.

Pulsamos en Ad y seleccionamos Araña.
Escribimos la dirección url de nuestra web y pulsamos en Partida, a partir de ahí el programa rastreará, indexará y realizará el sitemap.

Una vez acabado nos mostrara el resultado del rastreo: todas las páginas de la web encontradas y cuando fue su última modificación.

Esto es el sitemap, lo guardamos y cerramos:

 

 

HERRAMIENTAS PARA WEBMASTERS

 

El siguiente paso es utilizar “Herramientas para webmasters” de Google, una opción de google que nos permite comunicarnos con este buscador en todo lo referente a la indexación de nuestra web.
Lo que vamos a hacer es dar de alta la web con el buscador y subir el sitemap. Pero es importante saber que esta web de google nos permite otras cosas mas importantes, por ejemplo pedirle que reindexe nuestra web.

Curso de Posicionamiento Web.

Podemos tener la gran desgracia (habitual por otra parte) de que algún troyano se apodere de nuestra web, ello hace que Google lo detecte y marque negativamente la web y no permita el acceso a nuestra web desde su buscador.

Bien, en ese caso lo que hay que hacer primero es limpiar el troyano del servidor y después ir a Herramientas para webmasters de google e indicarle que la web esta limpia y que pase de nuevo el rastreador, es la mejor forma, y la mas rápida para que limpie el buen nombre de nuestra web.

Iremos a https://www.google.com/webmasters/tools/home?hl=es o simplemente buscaremos en Google “Herramientas para webmasters”.
Tendremos que abrirnos una cuenta, por lo que tendremos que utilizar de nuevo nuestra cuenta de Gmail.

Una vez dados de alta pulsaremos en:

Para incluir nuestra web (podemos incluir varias):

Ahora tenemos que verificar de cara a Google que el sitio que queremos añadir es nuestro, para ello descargaremos un archivo que nos propone y lo subiremos a nuestro servidor.

Cuando esto esté hecho pulsaremos en Verificar, una vez Google ha verificado que el archivo descargado y subido a la web es correcto, entonces nos dará de alta la web y ya podremos utilizar las herramientas de webmaster de Google con nuestra web.

Pulsaremos en el nombre de nuestra web y entraremos en la ventana principal de administración del sitio.

En el menú de la izquierda seleccionamos Sitemaps.

Seleccionamos arriba:

En el cuadradito que nos sale, con la dirección de nuestra pagina web tendremos que escribir donde hemos subido el sitemap, normalmente será: www.webejemplo.es/sitemap.xml
Como vemos la página de Herramientas para webmasters de Google nos va a dar mucha información interesante. También los errores. Estos errores no nos tienen que quitar el sueño, es normal que los haya, lo importante también es configurar una buena página 404 de error en nuestro servidor para que cuando se produzcan errores de rastreo no perdamos visitantes.

 

 

Vea nuestro Máster en Experto Web.

Estadisticas en Posicionamiento Web

ESTADÍSTICAS

Tenemos que saber lo que pasa en la web, quien nos visita, cuando, cuantos nos visitan, que paginas viene, por que paginas entran, que buscadores nos envían los visitantes, cuales son nuestros mejores días, las mejores horas etc.

Hay muchas webs que nos ofrecen estadísticas de visitas, entre ellas el servidor donde tenemos alojada la web. Curso de Posicionamiento Web.
La gestión de estadísticas más popular es Google Analytics, el programa de estadísticas gratuito que nos da google.
http://www.google.com/analytics/

Tendremos que crear una cuenta. Para ello lo mejor es que previamente tengamos una dirección de correo de Gmail que es gratuita.

Pulsamos en

Iremos a:

Introduciremos nuestros datos y contraseña.
Configuraremos una nueva cuenta introduciendo todos los datos.

Datos de nuestro sitio web. Tendremos que incluir un código en nuestra web para que sea posible el rastreo por parte de Google Analytics.
Una vez dada de alta la cuenta y configurada en nuestra web, al cabo de unas horas ya podremos ver estadísticas.

Es interesante e importante analizar las estadísticas en todas sus versiones para ir aprendiendo lo que sucede en la web.
Esto en cuanto al más popular de los analizadores de estadísticas.

Desde este curso recomendamos unas estadísticas más sencillas y fiables, gratuitas también y que han demostrado total fiabilidad durante los últimos 15 años.
La pega de los gestores de estadísticas es que pueden dejar de funcionar, con lo que los históricos se nos van al traste.

 

 

Vea nuestro Máster en Experto Web.

 

Dominios en Posicionamiento Web

DOMINIOS

Todo empieza por el dominio. El dominio es la url, el nombre de la web, la dirección de la web, la dirección que hay que escribir para llegar a nuestra web. Si la web es anterior, si ya está hecha y publicada, ya tendrá un nombre de dominio y poco podemos hacer, tendremos que saltarnos esto o reconsiderarlo para obtener un nombre de dominio nuevo.

Curso de Posicionamiento Web.

Pero si emperezamos nuestra estrategia de posicionamiento web desde 0, entonces lo primero es el nombre de dominio y lo vamos a elegir pensando en todo lo que nos puede ayudar.
El restaurante que vamos a poner en marcha se llama Restaurante El Pato Loco, por ello voy a elegir el dominio restauranteelpatoloco.es.

Porque no .com? Dado que es un restaurante y lo que nos importa es donde estamos pues solo vamos a vender nuestro producto en el sitio donde estamos, entonces, si es en España, seleccionaremos un dominio .es, si es en México o en Argentina, seleccionaremos uno de sus dominios.

Es mejor restauranteelpatoloco que restaurante-el-pato-loco? Si, el primero es mas fácil de escribir, quizás sea mas difícil de leer, pero eso no nos debe importar, google lee fácil y súper rápido y para google es lo mismo restauranteelpatoloco que restaurante-el-pato-loco y además siempre es mejor decir: “Nuestra web es restauranteelpatoloco punto es, todo junto” que decir “Nuestra web es restaurante guion medio, el guion medio, pato guion medio loco punto es”.

La importancia del dominio de un sitio web es relativa si no se añaden otros factores a la estrategia SEO, pero sí se puede decir que es uno de los elementos que suman a tu favor si quieres posicionarte en buscadores.

Si se indaga por la web se verán todo tipo de opiniones. Muchos señalan que cada vez el dominio importa menos, otros mantienen que es un punto fundamental a favor del posicionamiento. Seguro que todos tienen su parte de razón, pero desde luego, a mí no me cabe duda de que sería bueno que lo tuvieras en cuenta si estás pensando en invertir en un dominio propio para tu blog/web.

Es cierto que muchos dominios son simplemente la marca de la empresa o el nombre propio del dueño del blog. Esta no es una mala opción, si bien el trabajo para hacer que el dominio sea visible recaerá sobre todo en el desarrollo de una buena estrategia de branding, más trabajo de difusión en redes relacionado con tu marca, mimar tu imagen de marca con perfiles interesantes. Promoción de toda la vida, vamos.

Si optamos por otra modalidad de dominio en los que no necesariamente ha de aparecer la marca, podríamos decir que un buen dominio es aquel que es relevante para el contenido del blog: aquel que incluye alguna de las palabras clave que de tu sitio. Es decir, al menos una palabra que explique y describa qué se va a encontrar el usuario en ese blog.

Otra forma de verlo y analizarlo es que esas palabras que elijamos para el dominio han de corresponderse con los términos por los que nos gustaría que nos encontrasen en Google.

Si vas a crear la bitácora con el objetivo de que te sirva como herramienta de marca personal, yo apostaría por la esta opción. Has de pensar que el fin último es que tu blog sea tu escaparate profesional en el que mostrar tu valía y experiencia y, por tanto, querrás obtener un buen posicionamiento en el área a la que te dedicas. Lo primero que has de tener claro es cómo quieres que te vean tus lectores, la imagen que deseas dar y cómo quieres que te encuentren (reflexión de SEO básica namber guan).

Por ejemplo, cuando elegí http://www.periodistaseo.com me sirvió de mucho hacer una pequeña reflexión sobre toda la estrategia del blog: para qué lo uso, cómo lo uso, con qué objetivos… Y analizar cómo lo veía en el futuro a corto-medio plazo.

Esto es importante porque si no lo ves, mejor no inviertas: ¿para qué vas a gastarte dinero en un dominio si no tienes claro que vas a mantenerlo, cuidarlo y mimarlo en la salud y en la enfermedad hasta que la muerte os separe? Si estás empezando en esto del blogging, mi recomendación es que le dediques a la bitácora un año (o al menos unos meses) con el dominio loquetúquieras.wordpress.com porque, aunque ahora estés animadísimo y hayas escrito 3 entradas 3 días consecutivos, el ánimo decae inevitablemente y escribir -y hacerlo bien- exige tiempo. Y dedicación. Y hay días… y días, como todos sabemos.

Si ya llevas un tiempo con tu blog y eres constante (desde aquí mi más sincera enhorabuena) y estás decidido a lanzarte con un dominio propio, lo mejor es optar por un dominio práctico: céntrate en aquello que te describe profesionalmente, en lugar de aquello que más te inspire, busca esas palabras que mejor definan tu trabajo, el área en la que destacas o aquellos que te hace diferente de otros trabajadores en tu profesión.

Con periodistas tuve mis dudas: me gustaba más periodismo anfibio, por su significado de profesional versátil y que se mueve cómodamente en todos los terrenos, pero tuve que reconocer que era menos claro y directo. Así que, finalmente, elegí Periodista SEO dos palabras que, sumadas, conforman una keyword sencilla, fácil de recordar y con un buen potencial de búsquedas de cara al futuro (¡o eso espero! ;-P).

Alguno puede que piense que es un error. Pero periodistas me define y me gusta -menos, pero me gusta- y creo que todo el que llegue aquí vendrá sabiendo qué se va a encontrar. Y eso, en Internet, es fundamental. Creo que fue en mi primer master de marketing online cuando escuché eso de nunca engañes a tus potenciales lectores para intentar atraerles hacia tu sitio: vendrán… e inmediatamente se marcharán. Un consejo valiosísimo que tengo siempre presente en cada proyecto.

Para la selección de las palabras clave del dominio, la herramienta de Adwords Keyword Tool te ayudará a visualizar una aproximación del tráfico que pueden reportarte según qué palabras y de la competencia que hay en ellas. No es un factor fundamental, pero si estás indeciso quizás sean datos que te sirvan de ayuda.

También puedes utilizar Google Trends y Google Insights en las que podrás observar las tendencias de búsqueda para determinados términos y la evolución de las mismas en distintos períodos de tiempo. Todas ellas son herramientas muy útiles en SEO que contribuyen a una elección más informada de las palabras. No obstante, como siempre me dice un compañero: “En el SEO hay mucha técnica, pero dónde ésta no llega, hay que aplicar la intuición”.

Es interesante también que, cuando ya hayas elegido tu dominio -y compruebes que está libre-, no lo compres por un año sino por varios. Hay dos razones para ello: una económica, ya que es más que probable que la empresa donde lo compres te haga algún descuento por comprar más de un año; y otra puramente SEO, ya que Google entiende que un dominio contratado para solo un año es menos fiable que uno contratado a más largo plazo.

El tema de los .es o .com es otro mundo. Lo ideal es que compres el que más se adecue a tu audiencia: si tu mercado esencial está en España y tu blog va a ser en castellano, con un .es es perfecto. No obstante, es siempre bueno tener al menos .es y .com (independientemente del que luego decidas utilizar como dominio de referencia) para evitar que el usuario escriba tudominio.com y se encuentre con una página vacía o, simplemente, para ahorrarte la sorpresa de que tu dominio pueda ser usado con un .com por alguien que quiera hacerte la competencia. (Eva Diez).

 

 

Vea nuestro Máster en Experto Web.